Qué llevar en la maleta del bebé

Maleta del bebé para el hospital

El momento de preparar la maleta del bebé para el hospital es uno de los más tiernos y dulces del embarazo. No obstante, puede te de un dolor de cabeza cada vez que pienses en ello.

¿Cuándo preparar la maleta del bebé para el hospital? ¿hay que hacer una lista de cosas que necesita? ¿Hago una para él y otra para mi o lo junto todo?

Normalmente se suele recomendar preparar la maleta del bebé al menos un mes antes de la fecha probable de parto, alrededor de la semana 36 de embarazo ya que el nacimiento puede ocurrir antes de lo esperado.

 Sin embargo, en cualquier momento durante el tercer trimestre las embarazadas pueden comenzar a sentir el llamado síndrome del nido: una necesidad imperiosa de tenerlo todo a punto para cuando llegue el bebé. Esto tiene una explicación hormonal ya que los niveles de oxitocina empiezan a subir y empiezan a estimularse las conductas maternales.

Si se va acercando el momento y necesitas tener la maleta del bebé para el hospital preparada cuanto antes, te dejo un listado de los elementos básicos que debes incluir. Te adelanto también que puedes encontrar esta lista en los recursos gratuitos que te ofrece Bebelú. ¡Descarga esta lista aquí!

1. Bodies, tres o cuatro serán suficientes

Hay que tener en cuenta que la piel y el cuerpo del recién nacido son muy delicados por lo que escoge las prendas con cuidado en los tejidos y formas. Mi recomendación sería mirar bien la etiqueta y comprar los que sean 100% de algodón o algodón orgánico.

En cuanto a la forma, lo más cómodo para el bebé y para los papás es el body cruzado o abotonado por delante ya que no hay que manipular la cabecita del recién nacido. Si es otoño o invierno lo mejor es que sean de manga larga, si es primavera o verano pueden ser de manga corta o tirantes.

2. Ropa

Dependerá de la época en la que se produzca el parto. Se suele decir que los bebés tienen que abrigarse lo mismo que tú y una prenda más. Es decir, si tu llevas una camiseta al bebé habría que ponerle un body más la camiseta. Puedes llevar dos conjuntos.

Lo más importante es, como en los bodies, la comodidad del bebé por lo que evita grandes lazos, botones o enganches que puedan rozar la piel del recién nacido.

3. Pijamas

También se recomienda llevar tres o cuatro pijamas. Al igual que los bodies, que sean de algodón y abotonados por delante. Mejor de manga larga (a no ser que sea pleno verano).

4. Gorro y calcetines

Los recién nacidos pierden mucha temperatura cuando nacen porque, obviamente, no hace el mismo calorcito dentro que fuera de mamá y sobre todo pierden la temperatura por la cabeza y los pies.

Por si no te lo facilitaran en el hospital, lleva un par de gorros y dos pares de calcetines.

Si has oído hablar de las manoplas o guantes que antes les ponían a los bebés, olvídate de eso. Los recién nacidos han perdido el contacto físico con su madre desde el parto y, por si fuera poco, tan pequeñitos aún no ven. El tacto con las manos son su principal y más avivado sentido ahora mismo, por lo que tocar a sus padres con ellas será lo que más le reconforte. No le privemos de eso con unos guantes.

Si lo que te preocupa son las uñitas que puede que sean bastante largas y el riesgo de que se arañe, yo compré una lima para bebés que funciona muy bien para las dos primeras semanas.

Tengo un artículo de los accesorios que usé desde el primer día de vida de Lucas que te puede servir de orientación.

5. Pañales y toallitas.

Aunque en muchos hospitales los facilitan, se que no en todos dan pañales o toallitas para tu bebé por lo que no está de más que lleves pañales de talla 0 o 1 (depende de si el bebé viene grande o pequeño) y toallitas. Hay quien prefiere usar esponja natural y agua para limpiar el culito del bebé en el cambio de pañal, y es perfectamente válido. Para mi era más cómodo usar toallitas pues las primeras caquitas del bebé son con meconio (heces muy oscuras casi negras, muy pegajosas) y son más difíciles de manipular. Eso si, usé las que tenían también en el hospital, las Aqua de Dodot que son 99% agua.

6. Bolsita de aseo con lo básico

Por si no os lo dieran en el hospital: gasas, suero fisiológico, esponja natural, una crema para el pañal por si acaso y un cepillo suave para el pelo. No es recomendable usar colonias o perfumes en bebés recién nacidos, al menos directamente en la piel, pero si es algo que tú quieres personalmente puedes aplicarlo en la ropa, pero nunca en el bebé.

7. Manta o arrullo

Si el parto se da en otoño o invierno es necesaria una manta o un arrullo calentito para tapar al bebé cuando le sacamos de la cuna o la cama. Si es verano, con una sábana fina o una muselina bastaría para protegerle de corrientes de aire.

8. Cojín de lactancia

Las primeras horas (y días) son difíciles en cuanto a lactancia se refiere por norma general. La postura del bebé, de la mamá, el enganche, la subida de la leche… hay que estar pendiente de muchas cosas y ¡todo a la vez!. Para muchas mamás el cojín de lactancia es muy útil para posicionar al recién nacido y dejar descansar la espalda. Puede ser que aún no esté acostumbrada a ciertas posturas y no hablemos si hay episiotomía o cesárea de por medio. Si has usado uno para dormir mejor durante el embarazo, lo puedes seguir usando en el hospital.

9. La maleta

La maleta en sí es uno de los artículos que más nos gustan a las mamás. A mi me encantan las de Pasito a Pasito por su diseño y espacio. Por dentro tienen sus correas para sujetar la ropa y cuentan con varios compartimentos para organizar todos los accesorios. El exterior es de algodón plastificado por lo que se puede lavar a máquina.

Cuando ya tengas todo listo para la llegada de tu bebé no te olvides de la maleta para el hospital de mamá. Es necesario un listado de cosas para evitarnos sorpresas una vez allí. En Bebelú te lo ponemos fácil: descarga la lista para el hospital de la mamá aquí.

El meterlo junto con las cosas del bebé o no depende de ti, o del espacio que tengas. Ten en cuenta que nuestra ropa muchas veces tiene diferente composición, es menos delicada digamos, y usamos suavizantes que no están recomendados para la ropita del bebé.

¡Espero que esta lista te haya sido útil!

 

Dieta en el embarazo. Embarazo saludable en PDF

¿Sabías que lo que comes en el embarazo afecta a la salud futura del bebé?

Consigue el eBook para una óptima dieta en el embarazo «Embarazo saludable. Menú semana a semana».

Con el eBook Embarazo Saludable conseguirás un total de 252 menús elaborados en base a las necesidades nutricionales de cada semana de gestación. Conseguir un embarazo saludable es importante ya que puedes influir en la salud propia y la de tu bebé.

Ahora, por tiempo limitado a un precio de sólo 12,90€