Kit aseo y cuidado bebé

Aseo y cuidado del bebé

El aseo y el cuidado del bebé, así como su higiene es un aspecto muy importante, sobre todo en las primeras semanas del recién nacido.
Cubrir las necesidades del bebé es una nueva responsabilidad para los padres y todos queremos hacerlo lo mejor posible. Por eso yo me hice esta lista de accesorios para el aseo y la higiene del bebé.

Uno de los artículos más útiles que tengo en el cambiador para el aseo y cuidado de Lucas es el kit de aseo para bebés. Me parece una enorme comodidad para las rutinas diarias como el cepillado del pelo, de los dientes o la higiene de las uñitas o para después del baño del bebé. Para tener a mano todo lo necesario en el aseo e higiene del bebé me regalaron un set que me ha sido muy útil a lo largo de los meses, además de contar con una cesta que tengo en el cambiador con todo lo que uso diariamente.

Los kits de aseo que puedes encontrar en el mercado son muy similares, prácticamente todos tienen las mismas cosas variando una u otra.

El que eligieron para Lucas es este kit de aseo de Suavinex en verde menta y realmente estoy encantada con él, por no hablar del diseño tan bonito y sencillo que tiene. Lo uso cada día y es súper práctico. Lo que más me gusta es que es de un material firme e impermeable, lo que lo hace muy útil para llevarlo a cualquier sitio.

Esta marca me encanta y de hecho tengo muchas cosas para Lucas como varios chupetes, biberones, mordedores, geles y champús para el baño…

Kit aseo bebé Suavinex

El kit de aseo y cuidado del bebé incluye:

  • Set de peine y cepillo para el cuidado del cabello.
  • Lima de uñas para las pequeñitas y frágiles uñas del bebé. Sirve para los primeros días del recién nacido.
  • Cortauñas
  • Tijeras con punta redondeada o punta roma.
  • Cepillo de dientes tipo dedal. Algunos kits lo incluyen, aunque no será necesario usarlo hasta la salida del primer diente del bebé (en torno a los 6 meses).
  • Termómetro digital. No lo tienen todos los kits de aseo para el bebé, pero es un elemento bastante útil para controlar la temperatura del pequeño. Yo, sin embargo, no lo he llegado a utilizar pues preferí comprar un termómetro digital sin contacto para más comodidad a la hora de comprobar si mi bebé tiene fiebre.

Un detalle es que no encontraréis la famosa pera o aspirador nasal manual en este kit, y hacen bien en no incluirla pues no se recomienda en bebés. A la hora de aspirar los mocos del recién nacido con este accesorio no controlamos la presión que ejercemos en la nariz del bebé, pudiendo ocasionarle irritación o haciendo que la mucosidad se desplace hacia los oídos. Y al final, es peor el remedio que la enfermedad.

Como veis son varias cosas las que necesitamos para el cuidado diario del bebé, pero aún no hemos terminado. Además del kit de aseo y cuidado del bebé, nosotros tenemos una cesta de tamaño medio en el cambiador, con varias cosas a mano que nos facilitan muchísimo la tarea:

    • Toallas pequeñas para bebé. Nosotros compramos estas toallas de Navaris súper suaves y muy útiles tanto para después del baño como para el cambio del pañal.

toalla facial Navaris

Hay que tener en cuenta que la zona de los genitales del bebé tiene que estar siempre bien seca para evitar irritaciones en la piel. Sobre todo, en los niños tenemos que asegurarnos que no quede humedad entre los pliegues de la zona de los testículos y el pene. Estas toallitas las uso mucho para esto porque son muy prácticas por su tamaño y suaves para la delicada piel de los bebés. Además, también me ayudan a limpiar el exterior de las orejitas.

    • Pomada protectora para el culito y las zonas más sensibles del bebé. En mi caso he tenido suerte y Lucas no es un bebé que tienda a tener esta zona irritada. Conozco bebés que tienen la piel más sensible en esta zona y esta irritación puede ser muy molesta e incluso dolorosa. No obstante, en alguna ocasión con una pequeña diarrea si he tenido que hacer uso de la pomada y la que más me gusta (recomendada por la matrona) es la de Mitosyl. Cuando la uso, en unas horas ya puedo ver que ha desaparecido cualquier rojez en la piel de mi bebé. Igualmente, asegúrate de escoger una pomada que tenga óxido de Zinc, que protege la piel.
    • Crema hidratante para el cuerpo. Hay padres que prefieren no poner cremas a sus bebés y otros que no pueden evitarse este paso porque su bebé tenga piel atópica. Nosotros tampoco la utilizamos diariamente, pero si cada dos o tres días. A mi la línea que más me gusta es la de Mustela, quizá porque mi madre la usó conmigo de bebé, también con mi hermano y me trae muchos recuerdos (además que huele de maravilla).
    • Gel de baño. Hay toda una gama de productos y marcas en el sentido del baño del bebé, pero yo, igual que con la crema, soy fiel a la línea de Mustela. Utilizo el gel de baño tanto para el cuerpo como para el cabello, y deja un olor maravilloso que perdura hasta el siguiente baño.
    • Esponja natural. Siempre se recomienda lavar el cuerpo del bebé con los materiales más naturales posibles. Hay padres que prefieren usar una toalla pequeña o un paño, pero a mi me resulta más agradable y práctico usar una esponja natural. Si te decides por una de ellas, recuerda secarla al aire después de su uso para que no pierda sus propiedades. También necesitarás cambiarla cada poco tiempo (a mi me suele durar aproximadamente un mes), pues al ser natural se va deshaciendo poco a poco.

Si te ha parecido útil esta información puedes descargarte mi lista de accesorios para el cuidado e higiene del bebé y tenerla a mano cuando la necesites!